Los hospitales se llenan de coches eléctricos para niños

Desde hace unos meses los hospitales de diferentes partes del mundo se han animado a implementar la idea de usar coches eléctricos para niños para sus pacientes más pequeños. La idea es que se lo pasen bien desde la habitación hasta el quirófano, de esa forma litigar el miedo que muchos sufrían cuando se montaban en la camilla de cara a la operación.

En la capital española hace unos meses se tomó esa medida con el patrocinio del El Corte Ingles que cedió un total de 27 a diferentes hospitales madrileños. En ese acto estuvo el consejero de sanidad que comento está nueva fórmula “Esta iniciativa está en consonancia con una de las líneas prioritarias de actuación que estamos impulsando en la sanidad madrileña”. Otro de los lugares en el territorio español que lo ha realizado recientemente es el Hospital Costa del Sol en Marbella, la directora gerente hablo sobre ello “A los niños que han participado en el circuito de golf, a su organizador y a las empresas patrocinadoras su generosidad, plasmada en esta donación, de la que se podrán beneficiar todos los niños y niñas de esta zona que deban pasar por nuestro hospital”.

Si pasamos la frontera y nos vamos a Reino Unido podemos encontrar que recientemente el hospital Royal Manchester Children ha implementado esta idea, pero cambiando un concepto que hace que sea más fácil que cualquier persona pueda usarlos. Nos referimos a que los niños que no tienen dinero podrán usarlo igualmente que cualquier otro camino al quirófano, hay que decir que en el país británico la sanidad no es pública sino privatizada. Una de las enfermeras hablaba de los beneficios tanto para los niños y los padres “No sólo es una distracción bienvenida para los niños, sino que los padres disfrutan tomando fotos y viendo a sus hijos divirtiéndose antes de entrar en el quirófano.” Además, quieren en el futuro implementarlos en otros dos sitios para que se beneficien más niños.

En el país galo también hay introducción los coches en alguno de sus hospitales, recientemente fue el de Riom. Uno de los cirujanos comentaba esa acción “En forma ambulatoria, llegamos de pie, y luego volvemos a estar de pie. Así que, ¿por qué no conducir hasta la planta en un coche eléctrico?”

Esta nueva fórmula está haciendo que se animen más hospitales a tenerlos en sus instalaciones. Al final el precio de ellos no es muy caro, puedes encontrar uno por menos de 200 euros en cualquier lugar y la recompensa es muy agradable.

5/5 (1 Review)
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *